Reforma de un pequeño estudio en Manhattan

Compartimos un pequeño estudio reformado con buenas ideas para aprovechar el espacio. Antes de comenzar la reforma o proyecto de apartamentos pequeños siempre debes pensar en las necesidades de sus habitantes. ¿Cuantas personas vais a convivir? ¿Cuales son vuestras prioridades? ¿Pasáis mucho tiempo en casa? ¿Os gusta recibir visitas? ¿Trabajáis en casa?
Después de plantearte y responder todas estas preguntas estaréis en disposición de comenzar a planificar vuestro hogar. Seguro que de este pequeño estudio puedes tomar buenas ideas.

Pequeño estudio en Manhattan

El proyecto partió de un viejo apartamento en cual se encontraron muchas sorpresas. Huecos ciegos, techos altos desaprovechados, todo este espacio extra se aprovechó en la reforma.

Teniendo en cuenta que el propietario trabaja en casa, se optimizó una zona a medida en el salón. Compuesta por mesa y espacio de almacenaje.

La pequeña cocina se encuentra en la zona de paso entre la entrada y el salón. Se eliminaron las puertas para añadir amplitud y sobre ésta se construyó un altillo que contiene el dormitorio. Al cual se accede también por el salón.

La mina cocina contiene todo lo necesario, inclusive lavadora y secadora.

Vista del acceso al dormitorio desde el salón.

Y, como no podía se de otra manera, los escalones se han aprovechado para almacenar.

Eliminación de tabiques, ampliación de la altura de los techos, cama en altillo, inteligentes zonas de guardado, estas son las claves de este pequeño apartamento. Tienes más información  y fotos en dwell

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.