Una casa rural con mucho encanto en Teruel

Hoy comparto esta vivienda rehabilitada en Olba (Teruel), un pequeño pueblo entre las sierras de Gúdar-Javalambre y Espadán.

la-casa-de-los-moyas-1

La edificación original, que data del siglo XVII, eran dos casas anexas, que fueron unificadas para formar una espaciosa vivienda de 250 metros cuadrados distribuidos en tres plantas, que hoy funciona como casa rural:  www.lacasadelosmoyas.es

la-casa-de-los-moyas-3

La reforma corrió a cargo del estudio de arquitectura Narayantan, quienes pusieron el acento en mantener partes de la estructura original, como los gruesos muros de piedra arenisca, típica de la zona, o el arco del antiguo fogón de la cocina.

la-casa-de-los-moyas-7 la-casa-de-los-moyas-4

En el interior se alternan los suelos de barro cocido y el parquet de sabina y castaño. Las ventanas, en madera de mobila, reproducen los motivos de las piezas originales recuperadas durante la rehabilitación y que encontramos en la despensa de la casa.

la-casa-de-los-moyas-2 la-casa-de-los-moyas-5

Destaca la amplitud de todos los espacios de esta casa rural, desde cuyas ventanas se contemplan los bosques de ribera en las orillas del río Mijares, y los bosques de robles, carrascas, lentiscos y pinos en las montañas.  Mires donde mires, encuentras naturaleza. La decoración alterna muebles e iluminación de diseño con piezas antiguas recuperadas, creando un ambiente cálido, chic y personal.

la-casa-de-los-moyas-6

En la zona exterior de la casa, el antiguo cubo de vino, parcialmente derrumbado, fue acondicionado como zona de descanso de unos 40 metros cuadrados con barbacoa. Al tratarse de un rincón extremadamente fresco, no sólo se convierte en un espacio agradable durante los meses de verano, sino que la hiedra crece abundantemente, formando un rincón único donde el almacenaje de madera se convierte en parte de la decoración.

Más información: Casa rural La Casa de Los Moyas

2 Comments

  • Desde luego, ideal para pasar estos próximos días de Pascua. Pero no veo las habitaciones de niños, aunque me imagino que con semejante casa estarán igual de bien que el resto. Y si, Teruel existe.

  • Sonia dice:

    Teruel existe y no solo para desconectar… ¡hay tantas cosas para hacer en familia!, nosotros tenemos muy buenos recuerdos de Teruel capital, Dinópolis y Albarracín¡¡¡
    😀
    ¡Gracias por comentar!

Comments are closed.